¿Qué tratamientos existen para tratar problemas de pene curvo?

Un problema bastante común, entre las consultas de los hombres al urólogo, es el de tener un pene con una curva demasiado pronunciada. En la mayoría de las ocasiones, esta curvatura no supone ningún tipo de problema real, sino que es un asunto puramente estético.

Acostumbrados a los penes rectos y erectos, tener el miembro algo torcido puede ser un inconveniente para quien viva esta situación con vergüenza o como un estigma. Cuando no se presenta ningún tipo de enfermedad, esta condición estética no tiene por qué afectar negativamente a las relaciones de pareja, por lo que es más conveniente trabajar en aceptar nuestro cuerpo propio.

¿Cuándo supone un problema el pene torcido? Toma nota

Sin embargo, un pene muy torcido puede identificarse con la enfermedad o el síndrome de Peyronie, también conocidos como induración plástica peneana o cavernitis fibrosa.

Este síndrome causa que el tejido interno del pene se cicatrice en forma de una placa queloidal dura y nada flexible, por lo que ejerce una presión que provoca que el miembro se desvíe o se curve de manera exagerada durante la erección.

Suele aparecer en la edad adulta y, en sus primeros estadios, puede ser doloroso cuando se produce la erección. Precisamente, por el hecho de producir dolor, puede debilitar la erección o impedir que se produzca.

Cuando la curvatura es demasiado marcada, puede llegar a dificultar la penetración y convertirse en un problema, aunque, la mayoría de las veces, no afecta de forma física al coito.

El pene curvado por esta dolencia afecta solo a un 1 % de los hombres. Su causa no está del todo clara, aunque se piensa que puede producirse por haber sufrido algún tipo de sangrado o contusión que haya provocado el tejido cicatricial. Puede aparecer de forma súbita cuando el hombre se despierta con el pene erecto, pero torcido.

Podemos distinguir dos fases:

– La fase inflamatoria aguda, que puede durar entre seis y dieciocho meses y en la cual los hombres sufren dolor con la erección.

– La fase crónica, en la que la placa cicatricial ya es estable y el pene presenta su curvatura máxima. Es en este momento en el que se pueden presentar disfunciones eréctiles o problemas para conseguir la penetración.

En cuanto a las dificultades para mantener una relación sexual satisfactoria que se presentan en la etapa crónica, puede ocurrir que la erección se presente estable en la base, pero débil en la punta, y no se consiga penetrar a la pareja; o puede observarse una disminución en la zona media.

¿Tiene solución esta enfermedad?

La parte positiva de este asunto es que este síndrome tiene tratamiento médico. Es importante consultar con un especialista si se sospecha que podemos sufrir esta dolencia.

Los tratamientos para el pene curvado pueden ser farmacológicos, físicos o quirúrgicos, dependiendo del grado de afectación que sufra cada hombre. El pronóstico es positivo y la mayoría de varones que acuden a consulta por este problema puede disfrutar de una vida sexual placentera y sana después del tratamiento.

The following two tabs change content below.

Silbo Gomero

Bienvenidos a mi Blog de Salud y Belleza personal. Mi nombre es Silbo Gomero, médico profesional y obsesionado por la belleza. Descubre los mejores consejos y trucos para encontrarte mejor contigo mismo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *